MiseEnAbyme by Laetitia de Allegri and Matteo Fogale, V&A ©

Photo by Olivia Estebanez

Luego del llamado a propuestas, el diseñador Matteo Fogale fue seleccionado para formar parte de la Residencia Julio Vilamajó. Matteo viajará a Uruguay más tarde en el año, y aquí nos cuenta sobre su trabajo y que espera explorar y descubrir.

 

Contanos sobre vos; tu formación y áreas de interés.

Nací y crecí en Uruguay hasta los 17 años, cuando mis padres decidieron que era momento de mudarnos a Italia. Todos mis abuelos emigraron de Italia a Argentina y mi padre creció en Venecia. Mi familia es muy creativa, mi abuelo era pintor/escultor y mi madre siempre fue una apasionada por la artesanía. Ella siempre me apoyó e impulsó a seguir una carrera artística. Una vez en Italia tuve la posibilidad de estudiar en una Escuela de Arte en la que –hasta ese momento- mis habilidades artesanales novatas tomaron una forma más interesante y ahí empecé a creer que el arte podía formar parte sustancial en mi vida. Luego de la Escuela de Arte tuve la suerte de conocer a alguien que me introdujo al mundo del diseño. Acá pude ver el potencial de crear arte funcional. En ese momento me di cuenta de que el diseño era una disciplina del arte que abarcaba aspectos culturales y sociales, el cual es al mismo tiempo democrático, excéntricos y único. Todo esto tenía sentido para mí, por lo que decidí postularme a la Facultad de Arte y Diseño IUAV University of Architecture in Venice. Durante esos años conocí y tome influencias del trabajo de algunos de los maestros del diseño más conocidos de Italia. La cultura de diseño y arte Italia se convirtió en la mayor influencia en mi vida profesional. Luego de 8 años en Italia, decidí que era momento de cambiar y me mudé a Londres.

Trabajar en Londres me enseñó a abordar el diseño de manera diferente, de una manera más DIY, a diferencia del diseño italiano, en el cual la industria lleva la delantera. Acá conocí y apliqué el movimiento de fabricantes y comencé a interesarme en la producción propia y piezas a medida. Quizá estoy más cerca de ese arte y artesanía de mis orígenes.  

¿En qué estás trabajando o qué estás investigando en este momento?

En este momento estoy atravesando cambios interesantes y estoy explorando nuevos caminos. Estoy trabajando en algunas piezas a medida para clientes privados, como por ejemplo mesas grandes de comedor, escritorios, sofás, mesas auxiliares y sillas. También espero encontrar tiempo para hacer algunos experimentos propios. Adicionalmente, estoy trabajando medio tiempo en un taller donde estoy expandiendo mis habilidades de fabricación y confección. También soy tutor de diseño y confección de modelos en varias escuelas y universidades.      

¿Por qué te interesa el trabajo de Julio Vilamajó y por qué te postulaste para esta residencia?

Creo que la mezcla de elementos tradicionales y avant-garde en el trabajo de Vilamajó es extremadamente inspirador. Desde la inclusión y consideración de arte y artesanía a su gran atención al detalle en los espacios circundantes, interiores, muebles, cerámica y joyería.

Ser capaz de demostrar habilidades y trabajar en escalas tan diferentes es la mayor recompensa para un artista. Vilamajó muestra esa consideración y apreciación por la artesanía, piensa en los edificios como piezas culturales de muchas funcionalidades. Un artista que se convirtió en arquitecto.

Vilamajó vivió en un período de transición de la Arquitectura, las cosas estaban cambiando en ese momento y algunas veces los cambios son positivos porque nos dan la oportunidad de explorar y experimentar nuevas cosas, crear cosas que nadie ha creado antes. Él tomó esa oportunidad y la explotó.

Viajó por Europa buscando inspiración para volver a su tierra natal y darle a Montevideo una presencia internacional, algo que aprecio y con lo cual puedo empatizar. Tendemos a no apreciar lo que tenemos hasta que lo vemos con otros ojos desde el exterior.

Él tuvo la oportunidad de salir, explorar y volver interesado en transformar su ciudad de origen. Una ciudad que solo ha existido por doscientos años. Creó una nueva oportunidad para estudiar como una ciudad “nueva” podía ubicarse en el mapa al lado del viejo mundo. Esta investigación le permite trabajar de una manera urbanista, viendo el plano de Montevideo como un papel en blanco. Fue un desafío enorme, el que motive su Carrera entera como arquitecto y artista, y esto fue lo que me motivó a postularme para la Residencia Julio Vilamajó. 

¿Qué esperás investigar o explorar? ¿Cuál es tu plan o qué esperás producer como resultado de la residencia? ¿Tenés un abordaje particular?

Me entusiasma explorer el gran archive del trabajo de Vilamajó. Descubrir qué lo inspiró, cuáles eran su vision e intereses, sus logros y fracasos. Me da mucha curiosidad el ‘Plano Regulador de Montevideo’ y espero explorer cómo su visión de la ciudad se compara con cómo la ciudad se desarrolló efectivamente. Quiero conocer qué aspectos de la artesanía fueron importantes para él en qué estado está eso ahora. Me interesa explorar cómo los elementos gráficos de la ciudad, como el urbanismo edilicio y artesanal se traduciría a nuevas piezas de arte, productos o mobiliario, todo inspirándome en la obra y visión de Vilamajó. Como diseñador de mobiliario y productos también me interesa explorer los aspectos de Vilamajó que no tienen que ver con la arquitectura sino con el diseño. Encuentro que su interés en interiores, mobiliario, cerámica y joyería es muy inspirador, y espero encontrar y registrar nuevos e inspiradores materiales para usar como trasfondo de mi trabajo.

¿Qué esperás de esta residencia, o qué es lo que te entusiasma más? ¿Qué impacto creés que tendrá esta experiencia en tu propio trabajo?

Realmente estoy entusiasmado por conocer a todo el mundo en la Universidad de la República y Museo Casa Vilamajó para escuchar todas las historias detrás de su trabajo. 

También quiero explorer y conocer mejor la escena del diseño y arquitectura en Uruguay, tanto pasada como presente. Esta es para mí una gran oportunidad de volver a mi país natal y hacer lo que amo, conocer gente interesante, escuchar grandes historias y producir un buen resultado. Espero con ansias explorar y expandir mi trabajo en el país en el que nací y crecí, espero que esta sea solamente el comienzo de una larga conexión y un extenso viaje.

 

Matteo viajará a Uruguay en la primavera uruguaya. Seguí sus pasos acá siguiéndonos en Twitter & Instagram

-ISH ALL collection by Laetitia de Allegri and Matteo Fogale ©

Photo by Amandine Alessandra

Re-Connect a seating Island by Laetitia de Allegri and Matteo Fogale, Bloomberg ©

Photo by Demian Dupuis

MiseEnAbyme by Laetitia de Allegri and Matteo Fogale, V&A ©

Photo by Olivia Estebanez